Buscar este blog

3 sept. 2012

Olimpiadas de la Normalidad

Mireia Belmonte

Los Juegos Olímpicos, más allá del calado e interés deportivo y del posible desarrollo, impulso y crecimiento económico que genera en la ciudad o país que los acoge, es un evento Universal. El auténtico espíritu olímpico está por encima de cualquier idioma, religión, ideología, país o pensamiento. Los valores emanan de ese espíritu, o que se tratan de inculcar en él, son valores comunes a todos, y que nos hace iguales.


Estamos ante las Olimpiadas de la Igualdad. Es la primera vez que en unos Juegos Olímpicos todos los países participantes tienen al menos, a una mujer de entre sus atletas. Países como Irán, Arabia Saudí, Qatar…. han accedido al encomiable esfuerzo diplomático del COI, con su Presidente Jaques Rogge a la cabeza, generando en algunos casos verdaderos conflictos diplomáticos. La ceremonia de inauguración, con más abanderadas que abanderados fue un claro ejemplo, y debo decir que me sentí gratamente ilusionado.


El COI es muy consciente de la universalidad de los Juegos, y de su capacidad para unir vínculos, crear ídolos deportivos compartidos por todos, velando de verdad por los valores humanos, como la Igualdad.


Se da la casualidad de que la Delegación Española está cosechando éxitos gracias sobre todo al esfuerzo de nuestras atletas, con Mireia Belmonte a la cabeza (cuyas dos finales me provocaron una emoción indescriptible), han seguido cosechando éxitos Marina Alabau, Briggite Yagüe, Maialen Chorraut, Maider Unda, las chicas de natación Sincronizada, el equipo femenino de waterpolo (no son conscientes aún del logro tan espectacular que han hecho) y las “Guerreras del Balonmano”.


Puedo decir que el 70% por ciento de las competiciones que he visto por la televisión hasta el momento en estos juegos, han sido competiciones femeninas. No recuerdo en ningún otro evento deportivo una cobertura tal para el deporte femenino. Sin duda los medios de comunicación han tomado buena nota del mensaje del COI, y estoy seguro de que a partir de ahora se verán más competiciones femeninas.


Como digo, la repercusión de la Olimpiada es Universal, y tiene su retorno en la Sociedad. Espero que sea el inicio de la consolidación de la Igualdad en los países “Occidentales”, y el comienzo de la apertura de un nuevo rumbo para la mujer en aquellos países en los que están básicamente anuladas.


Queda mucho por hacer, pero el golpe en la mesa que ha dado el COI, y el Olimpismo en general, me parece sencillamente de ovación. Este es el verdadero legado de los Juegos de Londres, nos daremos cuenta cuando lleguemos, espero que muy pronto, a los “Juegos de la Normalidad”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.